LAS ISLAS INVENTADAS

lunes, 21 de marzo de 2016

POESÍA (Poema)



















  

   POESÍA


Si alguien la lee, o no, es lo de menos.
La escribimos por necesidad.



Antes de lanzarla, sin duda, os lo prometo,
romperé el arco y partiré la flecha;
porque las runas labradas en el fondo mi alma
tratarán de vivir en el espacio libre de un soneto.

Son los sentimientos que brotan con resonancia;
pues, dos cuartetos y dos tercetos a mi, me bastan.
Invariablemente, a posta, olvidé la estricta métrica,
que a veces condiciona tercamente a las palabras.

En ocasiones,… no sé por qué, ni si quiera
sé, por qué lo cuento de esta manera,
pero escribo sin pensar, con indolencia…

Hoy escribo del ayer y mañana, seguro, escribiré
del hoy, como si hoy, hubiese ocurrido ayer…,
¿Pero esto, lo leerá alguien, el día en que ya no esté?




9 comentarios:

  1. Y lo leeré el día en que estás. Preciosos versos. Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, por tus palabras, amiga Elena, Feliz Semana Santa. Un abrazo!!!

      Eliminar
  2. Yo te leeré en toda estación...
    Un placer siempre leer tu corazón.
    Abrazo Servilio.

    ResponderEliminar
  3. Yo te leeré en toda estación...
    Un placer siempre leer tu corazón.
    Abrazo Servilio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, amiga Carmen, un placer también tener amiga como tú.
      Un abrazo y feliz Semana Santa!!!

      Eliminar
  4. Pues el día que ya no estés, no sé, pero ahora mismo te lo estamos leyendo unos cuantos, jeje. Te ha quedado muy bien ese soneto que para nada precisaba de la métrica, y en él dices cosas bien ciertas, porque en realidad escribimos porque una necesidad interna nos lleva a ello, y luego si lo leen, pues genial, pero si no, también, porque escribimos básicamente para nosotros mismos, como fórmula de desahogo. Comparto también y te dejo más besos, muackssssssssss!

    ResponderEliminar
  5. Infinitas gracias, Mayte, lo resumiste tan bien que poco me queda por decir, jeje solo eso que uno a veces se pregunta: ¿a quién coño le puede interesar esto?
    Besines amiga!!!

    ResponderEliminar
  6. Un soneto muy creativo y totalmente a tu aire, por lo que lo encuentro más interesante. Por supuesto la métrica suele condicionar bastante y en ocasiones desmerece a la idea original.
    Por mi parte te seguiré leyendo haga frío o calor, broten las flores o se desmayen las hojas en los parques, porque cualquier motivo es suficiente para seguir tu sendero en este artístico oficio de poeta.
    Un abrazo muy grande y ¡felicidades por tu coraje!

    ResponderEliminar
  7. Muchísimas gracias, amiga Estrella, celebro mucho tu apoyo en mi decisión de guardar el metro poético... Este soneto pertenece a un poemario que titulé "sesenta sonetos escritos al aire libre" o, lo que es lo mismo, a mi aire, y que yo encuentro de una mayor frescura que si hubiera estado encorsetado por la inmutable métrica que no perdonaría mis caprichos... al fin y al cabo el poema es un viajero que nunca para de abrir caminos.
    Realmente, amiga, me emocionan esas últimas palabras que me dedicas y que demuestran tu grandeza y tu generosidad, espero me sirvan de estímulo para seguir en el intento de llegar a ser poeta...
    Un gran abrazo, querida amiga.

    ResponderEliminar